El Gobierno reconoce una fuerte caída en la actual cosecha de trigo

conexionrural 21/01/2013
El Gobierno reconoce una fuerte caída en la actual cosecha de trigo

Los datos oficiales estiman en 10 millones de toneladas la producción triguera para el período 2012-2013 contra las 14 millones recolectadas en el ciclo anterior.

Las autoridades agropecuarias oficializaron una caída superior al 28% en las cifras de cosecha de trigo, con la obtención de poco más de 10 millones de toneladas para el ciclo 2012-2013, algo que ya descontaban el mercado y los exportadores.

Según los datos relevados por el Ministerio de Agricultura, la presente recolección de trigo permitirá a acceder a una producción de 10,10 millones de toneladas, de los que 6,2 millones serán resguardados para atender las necesidades de los molinos harineros. Las últimas estimaciones oficiales prevén que 400.000 toneladas queden como semillas, con lo cual el saldo exportable rondaría los 4,70 millones de toneladas. Según la agencia DyN, dicha cifra está lejos de los seis millones autorizados inicialmente a exportar hace seis meses.

En su último informe, los equipos técnicos de Agricultura reconocen que el área de siembra para la presente campaña apenas ascendió a 3,48 millones de hectáreas, cifra que es un 24,8% inferior a la que se registró en el ciclo anterior.

Esto se traduciría en el resultado que arrojará la campaña triguera: con una merma en el volumen anual de cuatro millones de toneladas respecto a las 14 millones recolectadas en el ciclo 2011-2012, que ya había mostrado un recorte del 11%.

También el stock existente de trigo previo a la cosecha se ve acotado en 1,6 millón de toneladas, cifra que dista del promedio de 4,5 millones existentes en las campañas precedentes.

Los últimos datos de cosecha expuestos por la Bolsa de Cereales de Buenos Aires mantienen una previsión de volumen de 9,8 millones de toneladas, con un rendimiento promedio de 2.800 kilos por hectárea.

Los especialistas del consorcio CREA expresaron que “además de la caída de producción por menores rindes, la calidad del trigo obtenido dista mucho de ser ideal”. Esto -agregaron- genera un problema adicional en un mercado en el que el actor que compra el trigo con menores exigencias de calidad se encuentra retirado del mercado.

Reconocen además que “en las últimas tres semanas las compras de exportación fueron, en promedio, 23.000 toneladas debido a que se encuentra sobre comprada, respecto de las autorizaciones de exportación, con compras por 4,7 millones de toneladas y un saldo autorizado de 4,5 millones”.

Agricultura reveló además que “en la principal región triguera del país, los rindes no alcanzan lo que se estimaba al comienzo, por problemas sanitarios, excesos hídricos en agosto, varios golpes de calor durante el mes de noviembre, granizo y fuerte vientos durante la cosecha”.

Según las autoridades, el “exceso hídrico” producido en las área trigueras por las intensas lluvias del período octubre-diciembre provocaron un incremento en “el área no cosechable”, hecho que establecería una cosecha de 10,1 millones de toneladas. En la anterior previsión, la cartera agropecuaria evaluaba la posibilidad de acceder a una cosecha de 10,5 millones de toneladas, cifra que debió ser recortada.

El Cronista Comercial

Switch to our mobile site